Alberto Lacasa

Reflexiones sobre televisión y cine

personal

Joan Ferran y la “costra” en Cerdanyola

01

No hace mucho, el PSC lanzó una campaña a la que ha llamado Causa Comuna; Catalunya con vocación de unir a gente de distintas sensibilidades con el objeto de generar debate y, de paso, aprovechar para conocer a pie de calle las necesidades de la gente. En el fondo, nace en respuesta a la Casa Gran del catalanisme que, a su vez, ha promovido CiU. En este caso se trata de unir en la formación a gente de diversos talantes nacionalistas, en la que se enmarca la presencia de Tremosa como candidato europeo.  En su día, Pujol supo vender muy bien este concepto y ahora Mas quiere recuperarlo.

En el caso de la Causa Comuna, han puesto a diversos dinamizadores locales y uno de los de Cerdanyola es un buen amigo mío. Para la puesta de largo, me preguntó si me apetecía ir y le dije que sí.

En este caso, invitaron a Joan Ferran, portavoz adjunto del PSC en el Parlament de Catalunya, para que hablara de su libro Maleïda costra y los medios públicos autonómicos. Para los que no estéis situados, Ferran hizo unas declaraciones que trajeron bastante cola donde dijo que debía arrancarse la costra nacionalista de los medios públicos catalanes. Y todo ello enmarcado en una reforma de la ley audiovisual, que ha tratado de reducir el control político sobre el ente.

Varias reflexiones al respecto;

Cuando en su día leí las declaraciones me parecieron una barbaridad y que, además, señalaban muy directamente a un comunicador muy concreto líder de audiencia en radio. Aunque hoy me ha quedado reforzada la idea de que señalaba en especial a un periodista, he de decir que la cosa ha quedado muy matizada. En el fondo, no es tanto una crítica a CiU como a la aceptación de que todos los gobiernos, en su afan de controlar los medios públicos, acaban por dejar un poso difícil de neutralizar.

Él ha hablado mucho de darles una gestión lo más profesionalizada posible. Y, sinceramente, estoy convencido que cree en ello. Comparto su criterio, como la mayoría de la gente supongo.

El problema, para mí, va más allá. En primer lugar, los medios siempre de una forma o de otra, dependerán de los políticos. Tampoco podría ser de otra manera. ¿O tendríamos que soportar a un “gestor” que hundiera las audiencias sólo porque los políticos no pueden tocarlo? No, los políticos son y serán sus jefes. Segundo, el hecho de tener la más mínima ascendencia sobre los medios es un caramelo tan dulce, que casi es inevitable caer en la tentación de las presiones.

Tercero, igual que a un gerente le exigen explicaciones con el cierre contable, a un político le sucede eso en las elecciones. Así, por el mismo motivo que un gerente hará todo lo posible por acabar con números verdes, un político hará todo lo posible por ganar las elecciones. Por eso nunca algo público mantendrá una buena relación calidad-precio. Siempre sobrepagaremos los servicios que la administración nos brinde. ¿Por qué? Porque esa no es la preocupación del político. Lo importante es ganar elecciones.02

Y conste que no estoy diciendo que los políticos no puedan tener buenas intenciones. En el fondo, los ciudadanos hemos de reconocer nuestra parte de culpa. Como ha salido hoy, a los políticos les pedimos que no sean tacticistas y que no piensen sólo en mañana, pero a la vez les exigimos los resultados cuanto antes. El día que Zapatero se atreva a tomar las medidas dolorosas que esta crisis exige, le van a caer los golpes de todas bandas, por mucho que sean positivas.

Todo eso lleva a que, en realidad, si TV3 critica las obras del tunel de Bracons, que es una semichapuza por querer unir las sensibilidades ecologistas de Iniciativa y las posibilistas del PSC, es por culpa de la costra. Si en al programa del Bassas cada mañana llamaba alguien diciendo que estaba encerrado en un tren de la RENFE durante 1 hora, es culpa de la costra. Pero la realidad es tozuda y, especialmente Catalunya Radio ha cambiado toda su parrilla. Y las críticas siguen. ¿Sigue la costra?

Cuidado, esto ni es culpa de Ferran, ni es nuevo. Un informe en tiempos de CiU era mucho más duro de lo que lo ha sido Joan, y hablaba de quintacolumnistas señalando, por ejemplo, a Àngels Barceló. Y eso que eran ellos los que montaron el cotarro… Es decir, que los políticos siempre se han visto y se verán maltratados. Desconozco el caso de la BBC, que han puesto varias veces como ejemplo de televisión estatal muy imparcial. Pero aquí me parece inconcebible.

03

He de reconocer que la charla se me ha hecho cortísima. Me hubiera encantado alargarlo unas horas más. Joan Ferrán me ha parecido una persona muy interesante y bien se valía pagarle unos cuantos cafés para charlar con él. Creo que ha sido muy franco y ha contado algunas cosas off the record. Los políticos suelen mostrarse incapaces de reconcer errores. En cambio, hoy ha mostrado algunas debilidades ideológicas que más que alejarme de él, me han aproximado. Algunas veces pienso que si fueran capaces de hacerlo en el terreno de la política, ganarían votos. Otras, pienso que los destruirían. Y cuando habla la cabeza, me inclino por lo segundo.

Muchas gracias a Joan Ferran por su tiempo y felicidades a los organizadores. Estoy seguro que conseguirán que esto no quede como algo endogámico y pobre, y acabará por ser lo que pretende, una nueva vía de comunicación con la ciudadanía, que buena falta nos hace.

2 Comments Joan Ferran y la “costra” en Cerdanyola

  1. Jordi Mena

    Algunes precisions.
    La Conferència Oberta que ha volgut organitzar el Partit dels Socialistes de Catalunya, amb la seva formulació de Catalunya Causa Comuna, es anterior a la proposta de la Casa Gran de CiU.
    Aquest projecte va nèixer com un encàrrec que va formular la direcció nacional del partit, en el seu darrer Congrès, i que va encarregar la seva operativitat a un grup de companyes i companys liderats per en Raimon Obiols.
    Tampoc vol fer una anàlisi del catalanisme del segle XXI, que també, com fer un diagnòstic, establir eixos propossitius i un banc de dades del munt d’experiències interesants i innovadores que es donen en la Catalunya real.
    El que plantejes sobre els medis de comunicació PÚBLICS es quelcom que serveix per al conjunt dels serveis públics i les administracions públiques. Si parlessim en el terreny estrictament teòric de les organitzacions, diriem que son organitzacions complexes en el sentit de que tenen dues misions a complir: prestar serveis públics de qualitat a la ciutadania com el de garantir el seu funcionament democràtic, es a dir, donant legitimitat als representants escollits democraticament que han d’impulsar programes polítics refrendats per les urnes. Aquests conflictes i contradiccions, que sempre es donen i més quan en puritat no podriem parlar d’organitzacions (que es un concepte, una abstracció) sino de gent organitzada, es resol en el terreny dels rols. Als polítics els hi toca dir el QUÉ (per què i per a què) es fa i amb QUANTS recursos, i als gestors els hi toca decidir COM es fa (quan, on, amb què, com es controla, quin seguiment de resultats….).
    Cauriem amb una dolenta visió. que a més aniria del tecnocraticisme fins al populisme, si confonessim el rol d’ambdos agents socials. O pitjor, si els volessim confrontar.
    Una abraçada.

    Reply
  2. JOAN FERRAN

    Gracias por tu blog y sus comentarios…lo cierto es que la velada fue super agradable e interesante.
    joan

    Reply

Leave A Comment