Alberto Lacasa

Reflexiones sobre televisión y cine

Posts tagged youtube

Empresa y vídeo online

Youtube en el futuro

La televisión por internet está evolucionando muy rápido. Aún han de acabar de encontrar su espacio y, las que ya lo tienen, son conscientes de que la relación con el vídeo puede cambiar bastante en lapsos de tiempo bastante cortos.

Y de eso no se libra ni el líder, youtube. A tenor de esto, en su blog, han colgado un post tratando de imaginar cómo sería youtube en el futuro. Partían de una serie de preguntas, la mayoría de dificil respuesta y muy ligadas al tipo de servicio que ofrecen;

¿Cómo van a utilizar los usuarios los ordenadores para interactuar con el vídeo? ¿Con qué velocidad esos vídeos pasarán a la televisión o al móvil?

¿Cuáles son las mejores formas de ayudar a la gente a descubrir los vídeos más interesantes? ¿Qué nuevas recomendaciones puede ofrecer el buscador? ¿Es factible basarlas en los gustos de gente con algún criterio? ¿Qué están viendo tus familiares y amigos?

¿Cómo podemos permitir a la gente a organizar youtube a su gusto? ¿Como los expertos de nuestra comunidad nos pueden ayudar a mejorar nuestra gran colección de vídeos?

No es fácil contestar ninguna de estas preguntas y, en el fondo, toca los dos temas clave del webtv; la convergencia con el resto de tecnologías (televisión y móvil) y el social media aplicado al vídeo (establecer grados de relación, hacer que la comunidad construya…)

Creo que el auténtico caballo de batalla de youtube va a ser uno de los temas que tocan; ¿cómo conseguir prescriptores de contenido? El gran conflicto de youtube es su gran éxito. Hoy por hoy, cada minuto se suben 20 horas de vídeo, así que es imposible verlo todo.

En ese momento, el sistema de recomendaciones es básico para que tu visita con acabe convertida en una inacabable búsqueda de vídeos que no merecen la pena. Encontrar prescriptores es una buena idea, pero el cómo conseguirlos no parece fácil.

Desde luego abre una reflexión y hace comprender por qué youtube lidera el sector de la televisión por internet, se preocupan por el usuario.

Empresa y vídeo online / internet

United Airlines y las guitarras rotas

Vía un par de twitts de Nerea Madina, de transket, he descubierto el último viral en USA.

Resulta que al grupo Sons Of Maxwell (nombre muy propio para estos días que estoy haciendo la serie de posts de física ;)) en un vuelo con la compañía United, le rompieron una guitarra. Por lo visto, intentaron alertar a la compañía del maltrato al equipaje, pero nadie hizo mucho caso. Total, que después de unos meses pidiendo explicaciones a la empresa, acabaron por desistir.

Por desistir frente a la compañía, porque sí tomaron cartas en el asunto. Dave Carroll aprovechó su página web (que supongo que ya tenía) y la cuenta de facebook del grupo (que supongo que también tenía), y lanzó un vídeo a youtube con una canción protesta contra la compañía. Por cierto, cómo ha cambiado este género musical, ¿no os parece? Además, Dave se creó una cuenta en twitter para dar algo más de relevancia a la historia. Y la cosa acabó así;

El tema fue un éxito. Y eso ha provocado que United Airlines ha hecho una donación a “caridad musical” (no sé muy bien qué será eso, pero bueno). Pero imagino que el grupo, vistos los 5 millones de reproducciones, ha decidido a hacer un segundo tema, que es este;

Delante de este tipo de virales, surgen varias preguntas;

1º/ Que un día un tipo o una empresa te haga una desgracia puede ser una buena noticia. Bien llevado, como es el caso, ha significado una notoriedad enorme a coste, sólo, de una guitarra.

2º/ Aquí una empresa ha dañado su imagen haciendo una mala gestión del equipaje. O eso, o lo contrario. ¿Cómo podemos saber si lo que Sons of Maxwell no está mintiendo y es sólo una campaña de notoriedad? ¿Cómo podemos contrastar su veracidad? Por supuesto, no digo que sea mentira, sino que me parece que esto puede llegar un punto en el que los bulos corran de un lado al otro sin que, al final, sepamos qué es cierto y qué no.

y 3º/ ¿Realmente está dañando esto a la empresa? No hay duda que campañas de este tipo han hecho daño a empresas. Pero, ¿eso tiene que ser necesariamente siempre así? ¿Realmente han notado una bajada en los clientes después de esta campaña? No lo sé, pero es evidente que las compañías preferirían no vivir ese riesgo.

No hace mucho tiempo, Marc Cortés y Genís Roca, después de tener problemas con una compañía aérea, se quejaron en twitter y eso generó una cierta reacción en cadena. Dudo que eso afectara realmente a los resultados de la compañía, como también lo hago de que a la compañía le hiciera demasiada ilusión que dos personas de tanta relevancia en la red estuvieran quejosas.

Con un poco de imaginación y realizando un par de vídeos realmente divertidos, Sons of Maxwell han sido capaces de reconvertir algo negativo (perder una guitarra) en algo que les ha catapultado al éxito. Puede que las malas formas de empresas como United sea una fuente de guitarras rotas, pero los sueños de algunas mentes imaginativas crecerán a su alrededor.

Empresa y vídeo online

Hasta que la muerte los separe

No sabía si publicar este vídeo porque ya, más o menos, todo el mundo lo ha visto. Después del de Susan Boyle, es el vídeo del momento. Al final, he llegado a la conclusión que debía estar en la web precisamente por eso. Si no lo habéis visto, valorad vosotros mismos.

Personalmente creo que tiene gracia y lo que está claro es que a la gente le ha encantado. La primera noticia que tuve de él fue en webTVwire, donde han planteado en dos posts debates bastante interesantes.

El primero de ellos sobre hasta qué punto es lógico hacer vídeos pensando en que sean virales. Su tesis se basa en el hecho de que el encanto de un vídeo domestico que se viraliza es su espontaneidad y, en este caso, parece hecho para conseguir ese efecto. Además, están convencidos, y comparto esa opinión, que ahora vendrán un buen puñado de copias. Desde mi punto de vista, el hecho de que un grupo de amigos haga algo pensando en que a la gente le pueda hacer gracia verlo y que tengan razón no me parece nada malo. Al final de la historia, lo que le pedimos a estos vídeos es autenticidad y poco más.

En el segundo, sus consideraciones giraban en torno a que, detrás de esto, youtube ha obtenido muchas visitas que acaban traduciéndonse en dinero. Por ahora son 16 millones y medio de visualizaciones. Y, por otro lado Sony y Chris Brown, creador de la canción que suena (forever), han visto aumentadas las visitas a sus vídeos. Sony podría haber borrado el vídeo porque, en principio, es ilegal utilizar temas con copyright como ya sabéis. En este caso lo han dejado y se han beneficiado claramente.

Albert de Nicodemo lo twitteo, y hoy me ha vuelto a llegar por el twitt de Nerea Madina, integrante de Transket, uno de los proyectos que se presentaron al campus de seedrocket de este julio pasado.

Empresa y vídeo online

Para acabar con la piratería

piratas

El debate de acabar con la piratería empieza a sonar a gastado, pero parece que los creadores de contenido prefieren protestar por lo injusta que es la vida. Bueno, eso es lo que hacen en público, porque estoy convencido que en privado deben estar moviendo ficha, aunque sea lentamente. Pero, por si acaso, vamos a repetir otra vez la solución.

El sector tiene un problema; ellos crean un producto que otros distribuyen de forma gratuita por la red. Y entonces el negocio muere. Frente a eso, sólo son capaces de hacer dos cosas; quejarse porque es muy injusto que ellos creen un contenido que es lo que de verdad aporta valor a la red, y otros (las operadoras como telefónica) son las que hacen el negocio con las tarifas de ADSL (algo de razón tienen). Y si no hacen eso, señalan unos supuestos valores añadidos a la sala de cine que muy pocos ven (eso reflejan las audiencias de las salas).

A la gente, en general, le pasas una copia con una imagen pixelada y con un audio con mucho ruído, y les da igual. Luego el discurso de la sala se tiene que acabar. Como alguna vez ha dicho Àlex Gorina, lo más probable es que las salas pasen a ser casi una atracción. Algo parecido a como hoy vamos al Imax. Pero que ni en broma será el lugar donde la gente irá a ver sus ficciones favoritas.

Sólo hay una solución que pare esta sangría. Y cuanto antes lo hagan, mejor para todos. Ofrecer algo que sea mejor que ese “gratuíto” de la red. Si ahora quieres descargarte algo, tienes que tener una cierta previsión (cada vez menos, es cierto). Luego, ofrece inmediatez. Si lo quieres ver, lo ves. Y la manera de ofrecer eso es con streaming. Lo que hace youtube, vamos.

Estoy seguro que, por contenidos muy premium, de mucho interés social (tipo Harry Potter) y en producciones minoritarias pero para sibaritas del cine, la gente estará dispuesta a pagar pequeñas cantidades de dinero, pero creo que en este país no estamos acostumbrados a pagar por los contenidos audiovisuales. Así que me decanto porque la mayoría de los contenidos llevarán publicidad. Eso sí, si la publicidad que llevan es como la que ahora hacen en televisión (creo que son 20 minutos por hora), la gente seguirá descargándose las cosas porque eso es insoportable.

Según en una entrevista publicada en El Pais a Al Lieberman, profesor de marketing de el programa de Entretenimiento, Medios y Tecnología de la Universidad de Nueva York (algo sabrá este tipo, digo yo), y que descubro gracias al blog de Gonzalo Martín, la industria americana ya ha aprendido del error que cometió el sector de la musica. Y no quieren caer en lo mismo con lo audiovisual.

Y, a la vez, en webwire TV, han publicado un artículo en el que hablan de imitar el modelo que ofrecen en la música Spotify, Last.fm, o We7. Y, de hecho, pone como ejemplos de eso el canal de la BBC (iPlayer), la experiencia de Channel 4 con 4oD, y Hulu, que vienen a ofrecer ese servicio. Hollywood también está arrancando su propio proyecto, un servicio de HD para películas.

Yo estoy convencido que es cuestión de tiempo porque parece que cae por propio peso. Cuánto tardarán no en darse cuenta sino en aceptarlo, ya no lo sé.

Empresa y vídeo online

Youtube y los falsos mitos

youtube

Youtube está cansada de que ciertas ideas estén asociadas a su marca sin que puedan hacer nada para remediarlo. Por eso, han creado una lista de lo que, según ellos, son falsos mitos con los que quieren acabar, que yo he descubierto en webwire TV. A saber;

1er mito. Youtube está limitado a contenidos de corta duración y generados por los usuarios. Youtube señala que eso era así al principio. Pero con la entrada de Google, la empresa hizo un giro. Ahora, en su plataforma, también pueden encontrarse contenidos de larga duración generados por profesionales.

2º mito. Los contenidos son de mala calidad. Todos tenemos asociada la idea de que un vídeo en youtube es igual a vídeo pixelado y cutre. Pero el hecho cierto es que, desde hace un tiempo, ya pueden verse videos de alta calidad en su plataforma.

3er mito. El tráfico, crecimiento y las subidas de vídeos están haciendo perder mucho dinero a la empresa. Como sabéis, cada minuto se suben 20 horas de vídeo a youtube. Pero es cierto que nadie sabe a ciencia cierta cuánto dinero pierden y ellos aseguran que, cuanto menos, el crecimiento y el volumen de vídeos, no pueden ser malos. Y estoy de acuerdo cuando detrás tiene una empresa con el colchón financiero de Google.

4º mito. Los anunciantes temen a Youtube. Por la propia naturaleza libre de subida de vídeos por los usuarios, muchos pensamos que los anunciantes tienen miedo de asociarse a ciertos vídeos sin quererlo (imaginad que una marca de coches que venda seguridad, salga antes de un vídeo relacionado que acaba siendo un accidente). Pero youtube, para demostrar que estamos equivocados, dice que el año pasado, el 70% del Top 100 de las marcas que elabora la prestigiosa publicación Ad Age, hicieron campañas en su web.

5º mito. Youtube sólo es capaz de hacer negocio en el 3-5% de sus vídeos. Según ellos, no sólo no es así, sino que son el portal que más vídeos es capaz de monetizar en todo internet. Eso sí, no da cifras. Así que sospecho que dicen la verdad pero es que con el volumen de vídeos que tienen, las dos cosas pueden ser ciertas.

En cualquier caso, como ya publiqué, youtube (o mejor dicho google) representa el 72% de todos los vídeos vistos en la red y creciendo. Aunque los 5 mitos fueran ciertos, a las grandes productoras de contenido les ha salido un serio competidor. Y si no, al tiempo.

Empresa y vídeo online

Youtube, ¿el canibal?

Los productores de contenidos audiovisuales 2.0 utilizamos las plataformas de vídeo online tipo youtube, vimeo o blip, con dos objetivos;

1º/ Como fuente de difusión y tráfico. Al final, a lo que aspiramos es a que nuestros contenidos sean conocidos. Así, parece una buena estrategia distribuirlos por el máximo de plataformas online posibles con un enlace a tu web. Eso aumenta necesariamente los visitantes de tu portal.

2º/ El alojamiento y, sobre todo, la transferencia de esos vídeos es tremendamente cara. Casi inasumible. Así, muchos de los medios han decidido como estrategia utilizar una de estas plataformas para alojar sus vídeos. Es verdad que comporta problemas porque dificulta la monetización. Pero vistas las dificultades para generar ingresos hoy, puede ser una buena vía hasta que los ingresos sean superiores.

Pero todo esto genera dos preguntas;

1º/ ¿Qué busca la gente en youtube? Yo creo que, sobre todo, vídeos de primera. O sea, vídeos cortos, divertidos, gazapos… Entonces, ¿la audiencia que nosotros como medios buscamos están en youtube?

2º/ Con todo, estamos haciendo grande la bestia. Youtube tiene garantizadas las primeras posiciones de video en google. Solo hay que hacer una búsqueda para darse cuenta. Es lógico si tenemos en cuenta que google es propietaria del famoso portal. Pero cuando uno mira el gráfico publicado hoy en techcrunch, uno se pregunta si, en realidad, no estamos entre todos alimentando aún más a nuestro mayor competidor.

video-streams

Ver este gráfico asusta, la verdad. En el portal de youtube, como es lógico, quien controla la publicidad es google. Igual que en muchas webs. Es decir, que google lo controla todo. Parece nuestro Gran Hermano. Por tanto, como productores no podemos aspirar a más que un share revenues pero con el control absoluto de ellos. Dicho con otras palabras, nos pagarán lo que les parezca. Algo así como lo que sucede con adwords. Toda esa difusión que conseguimos, ¿en qué ingresos se traducen para google? O lo que es lo mismo, ¿qué parte del pastel nos vamos a llevar de algo que generamos nosotros? No deja de tener gracia que me pregunte esto después de haber criticado mucho a los productores de cine y televisión por preguntar cosas parecidas.

Pero no aparecer en youtube puede llevarte a la opacidad casi total. ¿Dónde encontrarte? ¿Qué estrategia de marketing seguir?

Empresa y vídeo online

Hulu cambia las reglas en el sector webTV

huluEstas dos últimas semanas han sido moviditas en lo que se refiere al sector de las webTV, y es que Hulu se ha cambiado de un plumazo las reglas del juego en el sector con su decisión de dejar de servir contenidos para tv.com y para Boxee.

Para los que aún no conozcáis Hulu, es la consecuencia de la aceptación por parte de los productores de contenidos para televisión de toda la vida de que internet es el futuro. Desde la creación de youtube, lo único que habían hecho era protestar por la cantidad de contenidos que los telespectadores (ellos no los ven como usuarios) subían sin ellos ver un duro. Pero un buen día, la NBC, productora de series tan conocidas como Heroes, My name is Earl, Medium o Saturday night live, y News Corporation, propietaria de la FOX y, por tanto, de 24, House o Prison Brake, decidieron que ellos también podrían sacar provecho de la red.

En cierta forma, los increíbles resultados que han obtenido dejaron en evidencia el modelo de negocio de youtube, como se publicó en multitud de blogs. La cuestión era que los beneficios operativos de Hulu eran idénticos a los de youtube con un tráfico más de 10 veces inferior.

La estrategia seguida por Hulu era de distribuir por varias vías. En el fondo, ofrecía sus contenidos para que otras webs, como tv.com (propiedad en este caso de la CBS, que produce series como CSI) pudieran servir sus contenidos. Todos ganaban porque tv.com se quedaba con una parte del pastel, y hulu ganaba en audiencia. Pero de repente hulu ha anunciado que dejaba de servirles contenido, dejando a su suerte a tv.com.

¿Motivos? Hulu ha dicho que es una exigencia de los productores de contenido. Pero parece que la cosa podría ser algo más compleja porque, como recuerda Gonzalo Martín, perfectamente podría ser un ataque de celos, ya que Hulu nació con el objetivo de restar fuerza a youtube y la CBS no entró. También se dibuja la posibilidad de que los resultados económicos obtenidos por esa vía no fueran los esperados, como señala malavida.

Sea como fuere, este no es el único movimiento llamativo, ya que la misma semana han anunciado que retiraban sus contenidos de Boxee que, como sabéis, es una box que, conectada a la tv, permite ver contenidos servidos por internet en nuestra televisión. Parece probable que pueda tener mucho que ver con posibles presiones por parte de las distribuidoras por cable, a las que podría no gustarle la idea.

En todo caso, de ser esto verdad, el caso de éxito de Hulu podría pender de un hilo. En el fondo, a las grandes productoras les interesaba compartir el riesgo de lanzar una especie de globo sonda para ver qué resultados podría tener el hacer uso de la red. Pero ahora ya saben que funciona, ya saben que pueden hacer dinero, y hulu sólo tiene los derechos un par de años más. ¿Por qué no ofrecer estos contenidos desde sus propios portales? Así, como dice Gonzalo Martín, la empresa podría adolecer de una dependencia demasiado grande de los creadores de contenido. Desde mi punto de vista, aunque hulu se esté convirtiendo en un cierto estandar, no creo que la gente que sigue Lost no la buscara en otra web en caso de cambiar.

Es cierto que todo esto parece que no nos afecta porque, por desgracia, estos contenidos sólo se pueden ver en USA. Pero esto está a punto de cambiar. El problema es la gestión de derechos tan compleja alrededor del mundo que costará mucho. Pero ya tv.com está planteándose emitir fuera de Estados Unidos como señala webTV wire. Así que, con un poco de suerte, no tardaremos tanto en poder disfrutar de nuestros programas y series favoritas por internet en alta calidad. Vale la pena estar atento.

Empresa y vídeo online

hulu o youtube, esa es la cuestión

Como ya se advertía hace unos días, el debate del webTV, después del artículo del Financial Times, iba a centrarse en la supuesta ventaja que hulu ha conseguido sacar a youtube. Y, durante estos días, se han publicado artículos que enfocaban el problema desde diversos puntos de vista.

Enrique Dans, uno de los grandes gurús de internet y que, por cierto, hizo de perito como él mismo explica en el caso entre youtube y tele 5, cree que youtube ofrece un modelo que comprende mucho mejor lo que es internet, destacando el famoso UGC (User Generated Content, o contenido generado por el usuario). En cambio, Hulu sólo ofrece aquello que ya ofrecían los medias tradicionales. Con la última frase del post, da a entender que él considera que con el tiempo, esa “igualdad” (que no es tal sino que se trata de una victoria de hulu por goleada) acabará por romperse a favor del tubo. Aunque, como dije, espero que a la larga youtube acabará por obtener unas cifras absolutas mejores que las de cualquier otra televisión online, las relativas van a ser ya para siempre para los medios “tradicionales”, que ofrecerán contenido de alta calidad como “lost” o “los simpsons”.

Mientras, Gonzalo Martín, en un artículo muy exahustivo y genial, hace una disección perfecta, y califica la comparación de sonrojante. Simplificando mucho, señala unos aspectos que son claves para entender lo que está pasando;

1/ Youtube y Hulu no son competencia directa, sino complementarios. Uno ofrece las series (y programas…) que todo el mundo quiere ver, y la otra, los videos de nuestros amigos y gente que, “sin ser nadie” demuestran su talento.

2/ Youtube puede ser (y será) una plataforma donde el talento se descubrirá de una forma más democrática que nunca, para que luego la industria, como ha hecho siempre, ponga los presupuestos multimillonarios que servirán a los talentosos para dar el salto.

3/ La credibilidad la tiene la industria convencional. Siempre la ha tenido y seguro que no va a perderla aunque otros soportes acaben por conseguirla. Y eso afecta a la publicidad.

El repaso lo acabo con un artículo de Antonio Ortiz en Error500 que tampoco tiene desperdicio. En síntesis, señala que el CPM (o sea, la facturación por cada 1000 páginas vistas) es incomparable; siempre será más alto en los contenidos de alta calidad que en el volumen enorme de youtube. Y prueba de ello es que la famosa plataforma está buscando desarrollar su modelo de negocio también en esa dirección (y, por qué no, con producciones propias como señala Gonzalo en su blog). Antonio además, señala que 2009 “gracias” a la crisis, podría acelerarse el proceso de paso de un medio a otro por parte de la industria tradicional.

Como ya comenté, mi punto de vista está mucho más cerca de estas dos últimas visiones. Youtube es algo fantástico y estoy seguro que su forma de ofrecer los contenidos acabará (si no lo ha hecho ya) modificando la forma de tratar los propios la industria tradicional. ¿Por qué no pensar en una industria que haga partícipe al espectador en el proceso creativo? ¿Por qué no pensar en la posible viralidad que podría tener que los espectadores recrearan posibles finales a una serie? ¿Alguien cree que si en hulu se creara una serie de “herramientas sociales” no se generaría comunidad en series como lost? ¿Y quién cree que la industria no dará esos pasos? ¿Por qué no iba a hacerlo?

Empresa y vídeo online

hulu, o el modelo alternativo a youtube

Llevo algunos posts dedicados a youtube y a los esfuerzos que está haciendo para monetizar sus videos. Yo creo que están tomando un camino que les llevará al éxito, pero creo que vale la pena también poner en solfa sus debilidades.

La gran dificultad a la que se enfrenta youtube es la diversidad de temáticas de sus vídeos y el poco control sobre estas por ser contenido generado por el usuario. Esfuerzos ha hecho muchos, como el identificador de contenidos con copyright (videoID), que le permite avisar al propietario y facilitarle la monetización (y, de rebote, beneficiarse él), o la reproducción de largos con publicidad pre-roll.

Esas dificultades le pesan al líder, por muy líder que sea y por mucho que necesitemos los demás que las compañías se fien de él para hacer branding. Por eso, otros más pequeños y mejor organizados pueden conseguir resultados en cifras absolutas parecidas con un coste muy inferior.

Es el caso de Hulu, la plataforma de videos donde la FOX y la NBC cuelgan buena parte de su programación (por ahora sólo se puede ver en USA), parece haber encontrado una vía para monetizar sus videos mucho mejor que el repositorio gigante de videos de google. Está claro que series como fringe, family guy, los simpsons, o el mítico programa de humor saturday night live son muy atractivas para los espectadores. Aprovechando ese tirón y aceptando el camino que los espectadores han tomado (ven la tv cuando les da la gana donde les da la gana y gratis), la jugada tenía que ser ganadora sí o sí.

Y tan ganadora que la previsión de beneficios de youtube es de 100 millones de dólares para este año frente a los 70 que ya espera ganar hulu. Pero eso no es lo más fuerte. Lo espectacular es que para 2009, los beneficios de una y otra serán idénticos (alrededor de 180 millones de dólares). Pero para generarlos, youtube requerirá de 80 millones de usuarios únicos mes frente a los ¡sólo 6 millones de hulu! Imaginad qué diferencia habrá en costes estructurales en las dos empresas.

¿Cuál es la diferencia? Sencillamente, que se estima que sólo un 3% de los contenidos del tubo son susceptibles de ser soporte publicitario frente al 100% de hulu.

¿Qué nos depara el futuro? A mi me surgen dos preguntas.

Primero, si las productoras crean sus propios portales donde tienen el 100% del control de la publicidad, ¿aceptarán que sus videos sigan en youtube o utilizarán el videoID para borrarlos? Yo sigo pensando que youtube acabará por aprovechar el tirón que supone ser la página donde, sin pensarlo, entras a buscar un video. Pero ojo, porque algunas costumbres pueden cambiar. Puede que si yo sé que entrando en tal web puedo ver mi serie favorita, para qué pasar por youtube. De hecho, cuando la gente quiere ver una serie piensa antes en un torrent que en youtube.

Segundo, ¿de verdad sólo el 3% de los videos son susceptibles de llevar publicidad? Aquí imagino que el problema es el siguiente. Cuando el señor Honda se plantea poner un anuncio de su nueva moto, la plataforma podría ofrecerle publicidad contextual (incluso relacionada con contenido del video cuando los sistemas de renococimiento de lo que se dice en él funcionen a la perfección). Pero, ¿qué pasa si ese video es el de un accidente y de forma automática aparece su anuncio? ¿De verdad Honda asumirá ese riesgo? ¿O entenderá que quien mira ese video le gustan las motos y lo ve tal y como “disfruta” de los espectaculares videos de caídas de motoGP? No creo que Honda dudara de patrocinar un espacio así en la televisión, pero en internet… Por contra, en hulu sabes con exactitud qué estás patrocinando. Para mi, está dificultad extra a la que se enfrenta youtube es sólo un problema de tiempo.

Me parece claro que hulu está demostrando que otros modelos pueden y van a ser más rentables en términos relativos (ahora parece que hasta en absolutos, pero no creo que siempre sea así), como alguna vez ya había comentado. Pero youtube es la cocacola del webTV. Cuando entras en un bar, no sabes pedir otra cosa. Y eso vale mucho.

Empresa y vídeo online

youtube, el rey de la semana

¿Cuántas veces hemos escuchado la importancia que tiene el hecho de que el líder del videoblogging encuentre su modelo de negocio? Y en paralelo a eso, en medio de la crisis económica en la que a marchas forzadas nos estamos sumergiendo, ¿cuantas veces no se nos ha repetido que en estos tiempos hay que orientarse a ventas? Sin ir más lejos, en la sesión sobre la crisis del martes pasado en la CAN de la que tantos blogs han hablado.

Si la semana pasada el centro de la noticia en España fue Mobuzz y su campaña, no sé si vital o puramente marketiniana, pero seguro que viral, esta lo ha sido youtube.

No hace muchos días comenté los rumores respecto a que se podrían ver películas en youtube. Esta semana, los rumores se han convertido en noticia confirmada, después de un acuerdo entre la web y la Metro. Los primeros pasos serán tímidos, ya que los dos largos que pondrán para ir haciendo boca son “los 7 magníficos”, que tiene más de 50 años, y “el monje”, una película infame (por cierto, esta última tiene un título divertido en inglés; “Bulletproof Monk”). Pero a mi me parece inteligente. Tanto los unos como los otros saben perfectamente qué dos títulos han elegido y no creo que estén esperando una avalancha de visionados, sino más bien comprobar si el modelo es sostenible. Y lo será sin duda. Con esto se suman al acuerdo con el que ya llegó youtube con la CBS hace poco más de un mes.

Pero eso no es todo, youtube pretende cobrar por los videos patrocinados. Es decir, un modelo parecido al que ya tiene google en su buscador. Yo creo que esto confirma que cuando google compró la plataforma de videos, pretendía mimetizar lo que ya hacía en el buscador.

Definitivamente, se han puesto las pilas y, aunque la situación apunta a que los ingresos de youtube serán menores a lo que esperaban hace unos meses, no creo que tardemos mucho en llegar al punto en el que se les deje de considerar que tienen grandes expectativas para confirmar que son una absoluta realidad. Han sido muchas las noticias en pocos meses, y todas focalizadas en lo mismo; monetización, monetización y monetización.

ACTUALIZACIÓN: Leo en OJO más noticias que dejan claro el esfuerzo de youtube por facturar.